Ser madre: conflictos empresariales y personales

Aviso! No voy a ser políticamente correcta en este post…

Congelación de óvulos ¿si o no?

Pues depende, aunque la verdad, no creo que yo pueda ser un referente.

En base a la naturaleza, a mi no se me ha pasado el arroz; es que ya no hay ni arroz que se pase. Así que, si quisiera tener un niño ahora, sería o por adopción o por donaciones varias del paquete completo: óvulos, esperma y hasta un útero nuevo.

Pero tuve también el momento “quiero ser madre” que todas las mujeres tenemos durante un periodo de nuestra vida, donde las hormonas nos indican que o lo haces ya o no vas a ayudar a que se perpetúe la especie.

En los 80-90, el concepto de congelar óvulos ni siquiera aparecía en las películas de ciencia ficción, aunque sí la creación de humanos en tanques.  Pero si hubiera trabajado en una empresa como Apple o Facebook, lo mismo me lo hubiera planteado, siempre y cuando mis óvulos fueran míos y no pertenecieran a la compañía en cuestión.

¿Qué nos puede llevar a las mujeres a decidir congelar nuestros óvulos? Creo que hay varios factores, y no todos son profesionales. Aquí van algunos:

– No tengo pareja ahora y no sé cuando la voy a tener, o incluso no sé si quiero, pero lo que sí me planteo es tener un hijo en el futuro.

– Tengo una enfermedad de la que me estoy tratando y que puede afectar a mis óvulos y prefiero salvaguardarlos para cuando esté recuperada.

– Tengo una buena carrera profesional ahora y con un hijo se acabó… o si no se acabó, voy a estar siempre en una balanza emocional esquizoide con el pepito grillo cabrón que te dice que “eres una mala madre porque no puedes dedicarle todo tu tiempo a tu hijo y por ello te vas a pudrir en el infierno”, o el otro que te dice, “tú puedes, eres una Agustina de Aragón y así tus hijos vivirán mejor y tu avanzarás profesionalmente”, o ya para rematarlo, un tercero – y aquí ya la cosa va casi de personalidades múltiples – que te dice, “mira guapa, mejor déjalo. Que no se puede estar en misa y repicando a la vez. O eres la madre 10 dedicada en cuerpo y alma a tus retoños, o eres un lince de las finanzas, dedicada en cuerpo y alma a dar resultados, pero las dos cosas no.  Así que elige”.  Y vas y zas! Se te ocurre congelar tus óvulos para cuando ya estés asentada y creas que puedes darles el tiempo que antes no podías.

Esos son los factores de las mujeres. Pero los objetivos empresariales, son otra cosa.

Cuando estamos en nuestros mejores momentos profesionales es en la edad en que se es más fértil y las empresas tecnológicas – pioneras en este servicio – quieren captar más talento femenino, en un sector donde más del 70% son profesionales masculinos.  Aunque este porcentaje se puede aplicar también a muchos sectores.

Habrá algunos y algunas que enarbolen la bandera de la reivindicación femenina y juzgarán esto como una perversión corporativista contra las féminas, escondida detrás de pensamientos mercantilistas y un tanto castrantes.. y lo digo, porque he oído esas soflamas, pero a mi me parece un avance, siempre y cuando nosotras seamos las que decidamos siempre en plena libertad lo que queremos hacer en y con nuestra vida.

Yo no sé si lo habría hecho, pero no juzgaré para nada a quien quiera hacerlo, y tampoco a las empresas que proporcionan este servicio.

Deja un comentario

  1. #3
    Marisa

    ¿Alguien en su san juicio puede llegar a pensar que cuando una empresa ofrece medidas como éstas el último beneficiado será siempre el propio trabajador? Sinceramente me parece que nos están cambiando de manera muy sútil nuestro ciclo vital....

  2. #2
    Sofia

    A mi que las empresas se metan en mi vida privada no es algo que especialmente me agrade....sea para el fin que sea

  3. #1
    María Alonso

    ¡Estoy contigo Elia!, mientras que seamos nosotras las que LIBREMENTE podamos elegir cualquier medida (aunque sea ineficiente como es el caso de la congelación de óvulos) es siempre bienvenida.

CREAtech540º en tu correo

CREAtech540º en tu correo

¡No te pierdas ningún contenido!

¡Muchas gracias! Hasta pronto :).

Top