¿Soy la voz autorizada para hablar de eSports?

Pues no, y no creo que exista esa persona, ni siquiera los guionistas de esa serie en la que el futuro se parece demasiado al presente, ‘Black Mirror’.

Tras una larga discusión con mis compañeros de @Buhomag, la única voz autorizada es la propia comunidad de eSports, a la que con respeto, podemos escuchar de forma apasionada.

Mi padre, a sus 71 años y en una lucha constante contra el cáncer, sigue bajando a “echar la partida”, un capricho que sólo cancela cuando le visitan los nietos. Ejemplo de no darse por vencido.

Cuando tenía mi edad, intentó entender qué veía de divertido en meter una cinta de cassette en un Spectrum, esperar varios minutos escuchando ruidos raros, y empezar a jugar. No lo entendía.

Ahora, por mucho que conviviera con grandes videojuegos o que montáramos redes para jugar al Doom en el 93, no me atrevería a decir cómo será el futuro del eSport. Entender el nuevo movimiento de esa comunidad no es algo trivial, aunque mucho gurú dice que lo sabe.

No paro de escuchar como la industria tradicional intenta entender, y adaptar a la comunidad, a los paradigmas clásicos; intentando llevar a los influencers a eventos organizados con esos paradigmas clásicos, sin respetar su canal y su forma de interactuar.

¿Cómo es la vida de los grandes de eSports? Riot Games ha presentado la segunda temporada de su serie Legends Rising. En ella, explora la vida de 6 de los mejores jugadores de League of Legends del mundo. Subir a la cima en eSports está lleno de realidades, sacrificio, entrenamiento, equipo y superación de muchos obstáculos.

Vice también mostró el mundo del eSport en primer plano desde en un país único como Corea.

eSports ¿negocio de masas o una burbuja?

La comunidad que disfruta de los eSports se socializa de una forma revolucionaria, vive el espectáculo, vive ese deporte, reconoce a los mejores equipos. Ahora mismo el fútbol o el baloncesto, que mueven cifras de vértigo, puede que hayan llegado a su techo. Los eSports sólo han comenzado, y lo que podía ser una burbuja, se ha convertido en silencio, en una oportunidad de negocio de masas.

Las noticias son incesantes. Ejemplos como que el club Paris Saint-Germain suelte una cifra de 700.000€ por hacerse con los derechos del club Team Huma para entrar en League of Legends European Challenger Series, o que en diciembre se celebrase un evento de eSports con Realidad Virtual en Madrid, implican que estamos moviéndonos hacia un escenario más inmersivo, por supuesto.

¿Estamos locos? Para nada. Las cifras que mueve ahora este espectáculo están lejos de su prometedor futuro. Nuestros hijos llevarán a sus hijos a nuevos espectáculos, tal vez eSports. Dejando a un lado los que nos gustaban, quién sabe si 2.000 años después, el coliseo romano del espectáculo tendrá mucha fibra óptica y pantallas.

Ese espectáculo ya se pudo ver hace un mes en la final de LoL en el Staples Center de Los Ángeles (EEUU), con un lleno absoluto de 20.000 personas, pero lo importante está tras la pantalla, con 115 millones de personas que siguieron los eSports al menos una vez al mes en 2015, según Newzoo.

Con semejante movimiento de masas, que los anunciantes se interesen es normal, lo raro es que algunos tarden en verlo.

¿Serán Olímpicos?

En el cara a cara vimos que hay mucho debate, pero viendo la siguiente explicación del COI: “lamentablemente en Río 2016 se registró una disminución de la audiencia de edades entre los 18 y los 27 años. Nuestro objetivo es tener en cuenta cualquier deporte que esté a la altura de los criterios competitivos. Estamos revisando la petición de la candidatura de Los Ángeles 2024”, creo que sin duda los eSports serán olímpicos, es cuestión de tiempo.

  1. #4
    Anónimo

    No lo podría habber expresado mejor. Si no tenemos claro que esto tiene unas posibilidades infinitas, no estamos entendiendo nada...

  2. #3
    Miguel Alvarez

    "La única voz autorizada para hablar de eSports es la propia comunidad de eSports. A la que con respeto, podemos escuchar de forma apasionada". Efectivamente Juan Antonio, no podemos opinar con criterio sobre aquello que no podemos comprender. Bienvenidos pues a la #Minecraft Generation :-) ¡Gran artículo!

  3. #2
    Iñaki

    Ése es el punto @Julian López, intentamos que un Rubius siga siendo un Rubius fuera de su canal de youtube. Como la industria tradicional desconoce este camino, prefiere que todo se traslade a lo que ella ya conoce, que al revés. Ocelote es sólo una de muchas estrellas, y su terreno de juego no está en dar conferencias o charlas...su terreno de juego es su DEPORTE. Es League of Legends. Las marcas deberían entrar como entran en el fútbol, sacando a Ocelote haciendo aquello por lo que es conocido; ni más ni menos. ¿Tan difícil es de entender?

  4. #1
    Julián López

    Hay mucha osadía al hablar de esto. Yo recuerdo cuando empezó lo de los Youtubers, y muchos se empeñaban en tildarlos de "frikis". Simplemente no entendían el fenómeno. Hoy en día si no sigues a un Youtuber es que no has encontrado a aquél que te de lo que buscas, pero existir, existe seguro. Con los eSports la cosa no se limitará al League of Legends, acabarán siéndolo para TODO deporte real y/o de consola...es cuestión de tiempo y de tecnología porque la inversión está llegando.

CREAtech540º en tu correo

CREAtech540º en tu correo

¡No te pierdas ningún contenido!

¡Muchas gracias! Hasta pronto :).

Top