El marrón del derecho a la portabilidad de datos

Desde que se presentó el primer borrador del futuro * Reglamento Europeo de Protección de Datos llevo dándole vueltas al derecho a la portabilidad de los datos. Ya lo comenté en el eMeetrics de Estocolmo de 2012 y lo vuelvo a decir ahora: no entiendo por qué todo el mundo habla del derecho al olvido y nadie comenta el marrón que se les viene encima a las empresas con esto de la portabilidad de los datos.

¿Qué implica la portabilidad de datos?

Después de haber pasado bastantes años en el sector de las telecomunicaciones sé perfectamente lo que implica esto de las portabilidades. Me explico:

  • Desde el punto de vista de la competencia efectiva es muy complicado ya a estas alturas de la película, por ejemplo, cambiarte de Facebook a Ello. Por así decirlo pierdes todo tu historial. Tendrías que volver a cargarlo todo. Es que sólo por la pereza que da ni te lo planteas. Llevad esto más allá y pensad en vuestros perfiles de clientes de Amazon o de Carrefour. Pensad por ejemplo en el perfil de buen cliente en Visa o en vuestra aseguradora. A día de hoy no podéis llevar vuestro historial con vosotros y beneficiaros de lo buen cliente que habéis sido cuando vais a otra compañía pero, ¿y si pudierais portar vuestros datos? La primera consecuencia sería que moveros de un sitio a otro no implicaría “reconstruir” vuestro historial pero también poder llevaros el valor de vuestro perfil a otra compañía que seguramente estaría dispuesta a daros beneficios por ello, ¿no creéis?
  • Desde el punto de vista de IT la realidad (y esto lo he visto más de una vez en el sector de las telecomunicaciones) es que para que los datos sean compatibles debes estructurarlos de la misma manera porque si no, seamos sinceros, una compañía podrá darle los datos a otra pero si ésta última no puede incorporarlos a sus sistemas es como el que tiene un tío en “Graná”. ¿Qué significa esto? Pues que en los próximos años nos encontraremos con la aprobación de estándares en distintos sectores que hagan posible el ejercicio real de este derecho. Dicho de otra manera: que las empresas se van a tener que dejar una pasta en adecuar sus sistemas a los nuevos estándares.

Bueno pues ni desde el punto de vista de lo que este derecho implica para los consumidores ni para las empresas se habla gran cosa y, a lo mejor me he vuelto yo loca pero me parece que esto tiene muchísima más incidencia que el derecho al olvido. Otra cosa es que cualquier noticia en la que Google sea parte (especialmente si es parte a la que un Tribunal le quita la razón) tienda a generar mucho más debate pero me parece a mí que es hora de ir pensando en la que se nos viene encima con esto de la portabilidad de los datos. ¿Qué pensáis?

*Actualización 05/05/2016: Hoy se ha aprobado el Reglamento Europeo de Protección de Datos de Carácter Personal.
  1. #8
    Antonio H.

    Muy bueno!

  2. #7
    Julián López

    Es muy complicado hacer lo que propones, si bien es cierto que por ejemplo ya hay soluciones en E-Commerce para obtener fichas de productos, o buscadores internos a estilo Doofinder...aún quedará mucho para que veamos alguna solución en esto de la portabilidad. ¿Cómo unificar bases de datos que serán tan dispares entre Carrefour (que sabemos que las trabajan muy bien) con el carajal que deben tener los Corte Inglés y similares.... De esto no se habla María porque aún falta mucho para que realmente llegue :) Buen artículo. Saludos.

  3. #6
    @mgmoriano

    Natalia, las empresas deberían estar haciendo un seguimiento. Vamos que deberían estar al tanto. La gracia está en que hay que concretar cómo va a funcionar esto. Yo diría que la portabilidad no conlleva el borrado de datos, para que fuera así entiendo que el usuario debería solicitar la cancelación. Tampoco es que vaya a ser algo inmediato: primero hay que clarificar los estándares.

  4. #5
    Anónimo

    Efectivamente María, el nuevo reglamento irá llevando a las empresas hacia un sistema estándar, como va pasando en Estados Unidos. Este nuevo reglamento, desde mi punto de vista, es un guiño al BIG DATA, si unificamos sistemas, agrupamos datos, conseguimos un mayor control del volumen de información y con ello un gran negocio.

  5. #4
    Natalia Sánchez

    Buen Post María, Tengo una serie de dudas tras leer el post: ¿Las empresas saben esto?, ¿entienden que estamos hablando de que si mañana un cliente solicita sus datos deben proporcionarselos de forma rápida?....y siguiendo el hilo; ¿borrarán las empresas de sus BBDD los datos que el cliente solicitase? ¡Muchas gracias!

  6. #3
    @mgmoriano

    Desde luego Ignacio, hay un mar de oportunidades por eso me fascina que haya tan poco debate en torno a ello y sí tanto sobre el derecho al olvido. Por no hablar ya del cambio de paradigma en las relaciones con clientes y potenciales clientes.

  7. #2
    @makertan

    María explica de manera fantástica de qué va esto de la portabilidad de datos y el marrón que viene encima. Como "Spain is different" igual que pasó con la ley de cookies, sólo se lo tomarán en serio cuando empiece a haber problemas, los problemas de los que se hablan en este post. 100% de acuerdo!

  8. #1
    Ignacio Manzano

    Muy interesante la reflexión, yo siendo sincero, desconocía este tema y si bien como dice María es un "Marrón", no es menos cierto que supone una grandísima oportunidad para que nazcan empresas que se dediquen a estandarizar el proceso de la portabilidad de datos. Si yo fuese por ejemplo Mercadona, pagaría muchísimo por poder hacerme con la portabilidad de clientes de El Corte Inglés con tarjeta de hace 20 años.

CREAtech540º en tu correo

CREAtech540º en tu correo

¡No te pierdas ningún contenido!

¡Muchas gracias! Hasta pronto :).

Top