Cara a Cara

¿Vamos del periodismo al reporterismo?

Se dice que las nuevas tecnologías han traído acceso a más información pero, ¿estamos seguros de que ese acceso nos da información o más bien infoxicación?, ¿cómo véis vosotros el papel de la calidad periodística en estos tiempos?, ¿hay o no hay intrusismo en la profesión?, ¿es bueno o malo que la haya?, ¿estamos yendo en definitiva efectivamente del periodismo al reporterismo?

Judith Gómez Ovalle opina...

Desde hace más de un año observo como los usuarios tratan las noticias en internet, comparten, comentan, incluso transforman y rehacen la noticia basándose en otro tema, llegados a este punto hice un ejercicio y me hice 2 preguntas muy básicas:

  1. ¿Por qué los usuarios comparten?
  2. ¿Que es lo que realmente les importa de una noticia?

La respuesta a la primera pregunta se reduce en una palabra: ego. Nuestros comentarios, opiniones, los debates que generamos y los timings en los que lo hacemos, nos definen a nosotros mismos. ¡Todos llevamos un periodista dentro!.

La respuesta a la segunda pregunta es más compleja pero la definen 2 palabras: rapidez y brevedad. Vivimos en un mundo conectado con lo que cualquier evento noticiable en cualquier parte del mundo nos llega (el mercado de noticias ha crecido), vivimos en un mundo efímero (cada segundo ocurren mil cosas y la relevancia la acaba determinando la escalabilidad y alcance de la misma, no tanto la importancia real), vivimos en un mundo de líderes espontáneos cuyo rigor va asociado a la relevancia del personaje, no tanto a su conocimiento sobre lo que está comentando.

Tomando todo este ecosistema, no es de extrañar que el rigor, el análisis de un tema específico por un profesional cada vez tome menos importancia y prime la rapidez sobre la profundidad, el altavoz de la noticia sobre el rigor de la misma. Ahora mas que nunca se aplica el refrán de “una mentira dicha 100 veces, es una verdad”.

Vista la voracidad de los usuarios por devorar noticias en el entorno digital, no es de extrañar que cada vez más medios adopten por diferenciarse de algún modo, basando su estrategia en ofrecer contenido de calidad y no volumen de noticias peleando por segundos de anticipación sobre sus competidores, y ya de paso, aligerar los costes de estructura que requiere un medio para poder ofrecer volumen y calidad de noticias.

QUIERO DAR MI VOTO A ESTA OPINIÓN

Fco. Javier Pérez opina...

Está claro que Internet, las redes sociales y las nuevas tecnologías han cambiado el modo de compartir la información, cualquier persona puede hacerlo en el mismo momento en el que se produce la noticia . La inmediatez, evidentemente es buena, pero también ha revolucionado “la desinformación y la basura informativa”. En este nuevo escenario, nos preguntamos ¿se está perdiendo el periodismo de calidad? 

Yo creo que sí, tenemos acceso a mucha información pero demasiado superficial, en muchos casos la inmediatez de la red desplaza la investigación, los datos contrastados y el respeto por la noticia. Una cosa es realizar un acto de periodismo por casualidad y otra es darle contexto y forma utilizando la norma periodística.

Un periodismo de calidad pasa por profundidad, veracidad, contraste de fuentes, rigor y pluralismo. Este producto informativo está desapareciendo, y los editores alegan como excusa la situación económica que no les permite dedicar más recursos a la calidad informativa. Además la objetividad se está perdiendo, la misma noticia parece diferente dependiendo de donde la veas, leas o escuches.

Estamos ante una profesión donde existe mucho intrusismo, cosa que no sucede en otros sectores más específicos, como por ejemplo la medicina “una persona enferma no deja su vida en manos de alguien que no sea medico”. Sin embargo, es común llamar periodistas a personas que no lo son. Esto ocasiona una mala imagen de la profesión y conlleva la pérdida de calidad del periodismo.

Los periodistas han de usar todos las herramientas tecnológicas que tengan a su alcance, pero sin olvidar que lo importante es comunicar la información con objetividad, veracidad y credibilidad.

Ahora mismo estamos más conectados pero en muchos casos peor informados y hay que adaptarse a las nuevas tecnologías pero sin perder la calidad.

QUIERO DAR MI VOTO A ESTA OPINIÓN

Resultado de la votación

75%

Deja un comentario

  1. #11
    María López

    Muy de acuerdo con Javier. Tenemos acceso a mucha información pero de baja calidad y estamos muy mal informados. Muy pocos medios dan información realmente de calidad. A día de hoy prima más a rapidez al contenido y, cualquiera puede ser informador.

  2. #10
    Anónimo

    No creo que estemos menos informados ni tampoco creo que la calidad de la información (por parte de usuarios y periodistas) sea peor, simplemente está habiendo un cambio comportamental donde nos sentimos más "libres" de opinar y compartir información porque Internet nos lo permite. Tenemos al alcance mucha más información que antes. De calidad o no, creo que esto nos enriquece ya que hace que podamos elegir y ver diferentes puntos de vista. Sólo hay que ver la participación de jóvenes y adolescentes en rr.ss compartiendo noticias y opinando sobre política cuando antes ésto no ocurría. Creo que aún seguimos pensando en el periodismo "de papel", sin tener en cuenta que ésta nunca fue objetiva. Como nunca será objetiva una clase de historia, ya que cada profesor la cuenta bajo sus creencias e ideología, en la inmensa mayoría de las veces.

  3. #9
    Mari Luz

    Pues yo creo que estáis llevando a extremos este tema. Yo prefiero sin lugar a dudas lo que hoy existe que lo que escucho a mis padres y tios contar que existía. Sinceramente, yo cuando leo y consumo información se la importancia al respecto de objetividad que debo dar a cada noticia o artículo y cuando consumo noticia y cuando consumo opinión (sea o no de un profesional) No creo en absoluto que sea un mal camino, si creo que es un diferente camino.

  4. #8
    Eduardo Madinaveitia

    Tenemos una sociedad en la que a muy poca gente le interesa profundizar. Basta ver las noticias más leídas, ahora que tenemos rankings en cualquier sitio: prima la frivolidad. Tenemos más datos que nunca a nuestra disposición, pero creo que menos información. No sé si vamos por el mejor camino.

  5. #7
    Miguel Alvarez

    Decía Michael Crichton: "en la sociedad de la información, nadie piensa. Esperábamos desterrar el papel pero en realidad desterramos el pensamiento". Para mí no es que haya desaparecido el periodismo de calidad es que no es fácil de encontrar. Y esto es aplicable a cualquier otra cosa, ¿cuántas veces buscábais información de un producto genérico y lo que os aparecía eran 4 o 5 ofertas de un modelo o marca concreto para comprar (cuando a lo mejor sólo queríais ver qué clase de producto era - informarse o no comprar? lo que antes encontrabas en la primera página ahora tienes que verlo en la 2 o la 3 de google. Y eso por no hablar de la NetNeutrality, porque antes asumíamos al medios un sesgo pero le seguíamos dando la credibilidad de contrastar la fuente, ahora con las redes sociales se asume como cierto una imagen. ¿Qué pasaría si estas RRSS fuesen controladas por terceros?, ¿qué calidad de periodismo existiría?...¡Muchas gracias por el debate!

  6. #6
    Rubén Sánchez

    Muy interesante ese punto de vista de Judith, el ego. Definitivamente es algo en lo que no había reparado pero es una absoluta verdad. Si quiero conocer a alguien sólo tengo que saber lo que comparte en su muro y lo que en él escribe - se ve que facebook no es tonta :-). Y como lo que importa es la inmediatez, si lo juntamos con nuestro ego, nos hacemos partícipes de ese periodismo de pacotilla que vemos en nuestro país. ¿Culpables los medios? en parte, realmente cuando un medio ofrece medianía u ofrece a Belén Esteban lo hace porque hay una buena masa crítica que desea esos contenidos "de calidad" marketiniana. Asi que si, estamos peor informados pero porque lamentablemente queremos estarlo.

  7. #5
    Monica Benito

    Pues estamos avocados a empeorar esto. Si los medios se van a instant articles nos quedamos sin periodismo y vamos sin reparos al sensacionalismo...Cabronazi es el modelo de periodismo a seguir. Coincido con Javier, estamos en una nueva época de censura...la de la sobresaturación...

  8. #4
    Paco Cano

    Recibir rapidez sin profundidad, es recibir ruido en vez de melodía. Las noticias masivas e inmediatas, nos pueden dar noción sobre lo que ha pasado en el momento, pero a la vez, nos pueden eliminar la oportunidad de la reflexión y el entendimiento. Es como quien se planta delante del mar y únicamente ve agua. Limitar nuestro contacto con la realidad a una simple recepción de titulares, nos puede mantener lo que se conoce como informados, pero no por ello nos hará más sabios. Por este motivo, considero importante saber acercarse al contenido de calidad, que nos permite empatizar, tanto para lo bueno como para lo malo, con lo que nos descubre una noticia.

  9. #3
    Andrea

    Interesantes planteamientos, lo que Judith Plantea lo estamos viendo curiosamente con planteamientos que son "anti-digitales" como pueden ser los modelos de diarios por suscripción (WSJ, WP o aquí ElEspañol) y ¡¡la vuelta al papel no como elemento de actualidad sino de profundidad!! (Interesante la iniciativa del WSJ o de El Mundo con Papel). Creo que los medios cometieron el grave error de ver en el Core Business del periodismo a la actualidad y ahora se están replanteando muchas de estas cosas porque bien por un lado cualquiera con un blog especializado y que vaya a eventos puede ofrecer lo mismo que ellos antes (Blogs como Xataka van en esa línea) y por otro y este es más preocupante, cualquiera con más de 10.000 seguidores es ya un influencer y puede ser un literato antes que un periodista. Gran propuesta y aunque estoy de acuerdo con ambos voto a Judith porque creo que la clave es ese planteamiento sobre la profundidad.

  10. #2
    Federico Muñoz

    Yo no ningún problema en todo esto para los medios, al final son los usuarios los que demandan modelos de periodismo y en este país hay muchos Évoles, Manolos Lama y muy poquito periodismo de contraste y objetivo...

  11. #1
    Sandra García

    Ambas son buenas formas de exponer el problema, un problema acentuado con cosas como el BrandJournalism, las subvenciones a medios o el más grave de todos: Niños con más influencia que medios enteros lo que se traduce en que muchos medios pelean por ser top 1 en SEO (o SEM) al precio que sea y si después no hay más que 200 palabras o un avance pues no importa porque salimos los primeros. Gran paradigma para los medios ése que plantea Judith: ¿Profundidad o actualidad?...el tiempo dirá.

CREAtech540º en tu correo

CREAtech540º en tu correo

¡No te pierdas ningún contenido!

¡Muchas gracias! Hasta pronto :).

Top