Cara a Cara

¿Es ya la hora de irse de compras con wearables?

Se acercan las navidades, es hora de empezar a pensar en las famosas compras y con todo lo que se está hablando acerca de los wearables y las múltiples funcionalidades que traerán en el futuro, pensamos que sería interesante plantear un tema: ¿te irías de compras con wearables? En ese sentido hay quienes ven un futuro ligado completamente a las posibilidades que los wearables traerán y quiénes sin embargo no tienen tan claro que tengan tantísima utilidad en una masa de usuarios tan grande.

Juan Antonio Muñoz y Susana Carbajales nos cuentan desde su opinión de usuarios cómo ven el tema de los wearables para hacer shopping y otras actividades, ¿Crees que es ya el momento de comprar con wearables o queda aún mucho para que eso pase? ¡Opina con nosotros!

Susana Carbajales opina...

Wearablear o no wearablear, esa es la cuestión. 

Personalmente, la moda de los wearables me parece tan absurda como el hipsterismo (será que no me gusta verme como Robocop o que la barba no me favorece). Pero, más allá de mis gustos –que pueden ser cuestionables- lo cierto es que estamos cayendo en un utilitarismo tecnológico crónico bastante absurdo.

Me encanta salir a pasear con la bici y, cuando lo hago, me encuentro con muchos corredores con esos “maravillosos” aparatitos que les miden la tensión, las pulsaciones, los kilómetros recorridos, la velocidad y un sinfín de cosas increíbles pero… ¿Es necesario todo eso para disfrutar corriendo? ¿No bastan con dos pies y ganas? Con esto, lo que quiero decir es que no sólo son utensilios prescindibles y que lo único que hacen es hacernos más “medidores” y competitivos en detrimento de lo que realmente importa, que es disfrutar corriendo. Ahora, quedan divinos para que los demás sepan que somos “pro” del deporte.

Algo parecido a lo que ocurre con el fenómeno selfie… estamos dejando de disfrutar de las cosas a cambio de enseñarle al mundo lo maravillosos que somos haciéndolas….

Creo que a estas alturas ya ha quedado clara mi postura, creo que son una moda pasajera, que no sobrevivirá en el tiempo y que solo sirven para la satisfacción del ego de unos pocos, aun así, creo que pueden tener su lugar por ejemplo en temas médicos, para controlar y mejorar la calidad de vida del paciente.  Por supuesto, no sería un uso masivo ni de postureo, sino un uso científico. Los wearables, fuera del ámbito científico, no son más que una moda pasajera para todos aquellos “freaks” que quieren aparentar que están a la última y satisfacer su egolatría

QUIERO DAR MI VOTO A ESTA OPINIÓN

Juan Antonio Muñoz-Gallego opina...

Según Stratos y eMarketer, entre los encuestados de 40 a 50 años, un 78 % desconoce qué es un “wearable”. Preguntar por un “wearable” es algo tétrico, casi de Cuarto Milenio.

Yo soy usuario de un reloj de Apple y la verdad que tiene su interés. Me facilita acciones cuando estoy entrenado con la bici o salgo a correr. También porque Murphy no falla, cuando te subes a la moto o vas cargado… te llaman. Por ejemplo, contestar una llamada, controlar aplicaciones o simplemente cambiar la música.
Al igual que puedo consultar la agenda de reuniones sin el móvil y sin el ordenador, algo que se puede hacer en un vistazo.

Tal vez, usar Passbook esta en mi límite… cuando llego a la estación de tren prefiero mostrando el billete en el móvil.

¿La batería? esto no es vida. Otro cargador distinto. No podemos llevar decenas de cargadores de paseo como si fueran mascotas. Que tengamos un cargador para todo es algo utópico y una guerra perdida.
Cómo vamos a pagar si se le va la batería a la hora de cenar. Pero estoy convencido que llegará el momento. Aunque antes hay mucho trabajo por hacer. Mucho trabajo de confianza en este nuevo dispositivo, mucho trabajo de usabilidad, mucho trabajo de aprendizaje.

Por el momento no llega para cubrir una necesidad, mas bien para facilitar ciertos aspectos de la vida. Algo que hará que su velocidad de adopción sea lenta.

La dimensión temporal en el mundo digital no tiene nada que ver con la dimensión temporal de otros negocios. Todo será más rápido, más grande y más sorpréndete de lo que nuestra mente pueda imaginar. Acabaremos pagando, llamando nuestro coche como si fuéramos David Hasselhoff o pilotando un drone. Pero hoy por hoy el rey de los wearables es un reloj con aspiraciones.

QUIERO DAR MI VOTO A ESTA OPINIÓN

Resultado de la votación

75%
  1. #6
    Angel San Martin

    Estoy con Susana, tenemos que ser más disfrutones y no estar todo el día midiendo todo y todos los días lo mismo.

  2. #5
    Paco Cano

    Destaco la apreciación que hace Susana Carbajales en el artículo y Sofía en su comentario sobre el riesgo de perder nuestra capacidad como personas, pero pienso como Juan Antonio. Todavía es pronto, pero todo hace indicar que el futuro está ahí.

  3. #4
    Sofia

    Interesante debate, me gusta el punto de Susana porque más allá de los artilugios inteligentes, creo que estamos perdiendo nuestra esencia humana de lo que somos y de nuestras capacidades. Ya no somos capaces de cambiar bombillas, ruedas, radios, poner enchufes, sumar sin calculadoras....somos en ese sentido drogodependientes. Y es por ello por lo que muy a mi pesar y aunque lo vea absurdo creo que la gran masa que consume lo que la echen comprará wearables en cuanto que bajen de precio sin siquiera tener clara la utilidad que le darán. Vivimos en un mundo donde cada día se hace más difícil pensar...

  4. #3
    Almudena

    Yo pienso lo mismo que Juan...es pronto pero desde luego el futuro está en esto y sobretodo en el IoT

  5. #2
    Fran López

    Tienen utilidad pero no para el gran público...¿qué sentido tiene un wearable para un usuario de a pie?, a priori estoy con Susana...si bien en mis predicciones con las Tablets fallé estrepitosamente - aunque el tiempo me está dando de nuevo la razón - Saludos.

  6. #1
    Álvaro Delgado

    Desde luego que es el momento, y Juan Antonio se queda corto; el passbook es algo superhabitual :), en el momento que solucionen el tema de las baterías (ya está con cargas ultrarápidas y otras historias) los wearables inundarán nuestras vidas; no me cabe duda.

CREAtech540º en tu correo

CREAtech540º en tu correo

¡No te pierdas ningún contenido!

¡Muchas gracias! Hasta pronto :).

Top