Cara a Cara

¿Debería regularse el derecho a desconectar del trabajo?

El estudio ‘Agotado pero incapaz de desconectar’, elaborado por Liuba Belkin, de la Universidad de Lehigh; William Becker, del Virginia Tech, y Samantha A. Conroy, de la Universidad Estatal de Colorado, concluye que los empleados cada vez están más cansados debido a la conexión tecnológica con su trabajo fuera del horario laboral (se destacan no solo la cantidad de tiempo dedicado a los e-mails de trabajo fuera del horario laboral, sino además la expectativa de disponibilidad y respuesta 24h)

Francia ha sido el primer -y por el momento único- país que ha reconocido el derecho a la desconexión laboral. Mientras que en España, se ha empezado a debatir esta cuestión en el congreso.

En este cara a cara os planteamos la siguiente pregunta: desconectar del trabajo, ¿es algo que debería ser regulado en otros países, o tiene que ver más con otra serie de cuestiones? Os dejamos con la opinión de Cristina y Judith. ¿Cuál es la vuestra?

Cristina Recuero opina...

Si a la regulación que nos obligue a desconectar. Me explico:

Hace menos de un mes, paseando con una colega por el MWC, tuve una sensación de pánico y miedo ante tanta tecnología: Robots, Drones, coches, pulseras, relojes, neveras, contenedores de basura y un sin fin de cosas conectadas. Hasta vibradores que se conectan y dan al fabricante información de su uso (no quiero imaginar la publicidad que sus usuarios/as recibirán al día siguiente de utilizarlo).

El caso es que me planteé muy seriamente hacia donde vamos y si todo esto nos permitía una vida más cómoda o si no, al menos, mas fácil, confortable y feliz.

Los avances en la tecnología son en muchos casos un plus para nuestra vida pero, ¿Y ese exceso de conexión constante? ¿Y esa falta de privacidad?

No pondría en manos de la humanidad ese poder y saber parar todo lo que se nos avecina, porque hasta ahora no lo hemos hecho, así que sin lugar a dudas mi posición es SI, debe y deberá regularse el derecho a desconectar. El derecho a no estar siempre disponible, el derecho a no estar siempre localizado y localizable, el derecho a poner fin a la disponibilidad 24/7 para cualquier empresa, jefe o cliente.

Parece que no aprendemos a decir NO, y ese no saber decir no, nos trae angustia, desasosiego y estrés a nuestras vidas. Lo que antes hacíamos en una semana, hoy lo podemos hacer en un día, mañana lo podremos hacer en horas, pero mi pregunta es: ¿Para qué?

QUIERO DAR MI VOTO A ESTA OPINIÓN

Judith Gómez Ovalle opina...

Desde mi punto de vista, el hecho de que haya una regulación ayuda a que -en casos de abuso por parte de la compañía-, exista una herramienta legal a la que el trabajador se pueda aferrar y denunciar, sin embargo creo que esta cuestión en nuestro país, va más allá que regular sólo este aspecto tan ínfimo.

MI principal duda es por qué no desconectamos en nuestro país.

Personalmente creo que se trate de un tema configuración de la jornada laboral en España, jornadas que empiezan más tarde que en otros países, qué exista una pausa obligatoria para comer de 1,5-2 horas en muchos casos etc. todo esto hace que la conciliación de la vida laboral y personal sea muy difícil, y como consecuencia de esta incompatibilidad, acabemos haciendo “recados digitales” en horario laboral, ya que sino en muchos cosas es imposible (véase gestiones con el banco, las administraciones…). Una vez se abre esta caja, la línea que separa la vida de dentro y fuera de la oficina es muy tenue y ello junto con todo lo que nos facilitan las nuevas tecnologías, hace que al final estemos siempre conectados y no acabemos de poner un límite a la vida personal en el trabajo y a la vida laboral en casa.

Por ello, creo que en vez de crear herramientas legales para desconectar, lo que urge es implementar cambios que generen de verdad un cambio cultural, y que ayuden a que cuando se esté en un lugar se esté 100% concentrado en eso mismo, entendiendo por lugar la oficina o la casa. De este modo evitaríamos el tener una cultura de estar siempre conectados a todo.

QUIERO DAR MI VOTO A ESTA OPINIÓN

Resultado de la votación

75%
  1. #10
    Javier Ramos

    Yo soy más de que papa estado no me diga lo que tengo que hacer, pero reconozco que de nada vale eso si el resto no sabe autogestionarse, por eso, aunque mi corazón me dice que vote a Judith, haré caso a la cabeza y votaré a Cristina. Lamentable que haya que poner esta ley, pero necesario para parar los pies a cierats personas, y para pararnos a nosotros mismos...

  2. #9
    carmenelena

    Estoy con Cristina, debemos parar, vivimos en un ritmo vertiginoso, no deberíamos vivir para trabajar... Es sano tener tiempo para parar, mientras más estemos conectados al trabajo, menos conectamos con la familia, con los amigos y con uno mismo. Muy buen debate!!!

  3. #8
    Maria Lopez

    Gran debate. En este caso creo que me posiciono en las dos posiciones. Es necesario un cambio cultural como dice Judith pero igual este cambio hay que obligarlo un poco con una regulación. Lo que está claro es que ante tanta tecnología que nos hace estar conectados 24/7 debemos parar

  4. #7
    Paco Cano

    Pues creo que habría que regularlo, pero dudo que en muchos casos eso evitara el seguir conectado. De todos modos, hay que poner medios para evitarlo.

  5. #6
    Miguel Alvarez

    ¿Alguien se cree que es posible desconectarse del trabajo cuando ni siquiera somos capaces de dejar el móvil apagado para hablar con el amigo que tenemos enfrente? Estoy a favor de que se regule, creo que será útil para algunos casos -pocos-, pero creo que mientras que no sepamos desengancharnos del móvil en nuestra vida personal, no podremos hacerlo en nuestra vida profesional. También creo que desconectar debe siempre ser un derecho, y que no debe estar ligado a una jornada laboral "clásica" de asiento fijo de 08:00 a 15:00. Al final es lo de siempre, gestión del tiempo y aquí no hay ley que nos salve de nosotros mismos...

  6. #5
    Eduardo Madinaveitia

    Buen debate. Las dos tienen parte de razón: hay que cambiar la cultura del presentismo, ser flexibles con los horarios...pero seguro que el "derecho a desconectar" ayuda a evitar abusos. Cada vez es más difícil separar el tiempo laboral del personal/familiar así que si ponemos algún medio que lo facilite, seguro que no viene mal.

  7. #4
    Alfonso

    Completamente de acuerdo con Judith, al igual que pasa con la conciliación estamos pidiendo cosas para las que muchos ni siquiera estamos preparados. Primero hay que cambiarle el chip a la gente, y el cambio que funciona es más difícil que una simple ley, tiene que ver con conocernos, y limitarnos. Tiene que ver con saber decir NO, y no tanto con poner leyes y obligatoriedades...

  8. #3
    José de Ramón

    Llamadme loco pero vivíamos mejor cuando nos limitábamos a tener un horario fijo. Éramos más felices, teníamos menos ansiedad y una mayor productividad. No hay que traerse el trabajo a casa....

  9. #2
    Sandra Castro

    No creo que regular o no sea el quid de la cuestión... esto tiene que ver con quitarnos de una vez la cultura de calentar la silla, de horarios fijos y de ser nosotros mismos -antes de que sean otros- quiénes nos gestionemos nuestro tiempo y el cómo ejecutarlo. ¿Derecho a la desconexión? Preferiría que me diesen derecho a tener flexibilidad horaria y que no se me mirase con distinto ojo por irme a mi hora de la oficina y si por el desempeño y la productividad.

  10. #1
    Alsira

    Trabajamos más de lo necesario porque vivimos hiperconectados y en un mundo ultracompetitivo... de poco sirve desconectar culturalmente si el resto del mundo no lo hace. Guerra perdida, yo creo que regularlo si cambiará las cosas. Voto a Cristina.

  11. Createch540º no se responsabiliza ni comparte necesariamente las opiniones expresadas por sus usuarios y visitantes, y se reserva la eliminación de comentarios fuera de tono o lugar
Createch540º en tu correo

Createch540º en tu correo

¡No te pierdas ningún contenido!

¡Muchas gracias! Hasta pronto :).

Top